viernes, 6 de mayo de 2016

Mermelada de manzana y papaya

Empiezo con una declaración de principios: Desde hoy prometo recetas más sanas, con ingredientes más naturales y menos azúcar refinado... Cuando tienes la nevera repleta de frutas porque has decidido que debes seguir una alimentación más sana si cabe y tienes que darle salida a toda la fruta que compraste en un ataque de "oh, este fin de semana me alimento sólo de papaya y piña" (eso nunca pasó porqué en el fondo, a pesar de los impulsos frenéticos, soy una persona muy cabal) la proliferación de mermeladas en frigorífico es considerable.


Soy cabal, sí. Menos cuando decido que el chocolate no debe formar parte de mi vida diaria (tranquilos, lo decido sólo por un segundo, luego se me pasa y voy a buscar mi porción de chocolate Lindt 70%) Al final todo se resume en: Puedo comer un poco de chocolate si no me salto por ningún motivo la sesión de ejercicio físico. Es muy sencillo.

Porque una dieta equilibrada es importante y el ejercicio físico indispensable (los que me seguís en instagram ya sabéis que me he aficionado al power walking y que mis dimensiones corporales se han reducido en 1/3 de mi peso anterior, lo que me hace tremendamente feliz)


No me lío más... Voy a la receta. Normalmente en la mayoría de mermeladas incorporo un poco menos de la mitad del peso de la fruta en azúcar. En este caso veréis que la proporción de azúcar es mucho menor. He compensado un poco la textura añadiendo un extra de pectina en polvo (aunque la manzana ya es una fruta muy rica en pectina) para conseguir una textura más parecida a una compota que a una mermelada muy líquida. El resultado es absolutamente delicioso.

Mermelada de manzana y papaya

Ingredientes:

375 gr papaya
375 gr manzana
2 cucharadas de zumo de limón (30 ml)
50 ml agua
1/2 cucharadita de ralladura de limón
100 gr azúcar
7 gr pectina en polvo (yo he usado una de la marca Home Chef)


Preparación:

Cortamos la papaya y la manzana en cubos pequeños y añadimos el resto de ingredientes menos el agua.

Llevamos a fuego lento durante 45 minutos removiendo constantemente con una espátula.


Añadimos el agua y seguimos cociendo 10 minutos más.

Retiramos del fuego y trituramos levemente para eliminar los trozos y tener una textura más suave e integrada (el tiempo de batir dependerá de si os gusta encontrar trozos en la mermelada o si por el contrario la preferís más lisa)


¡Feliz fin de semana!

Pd. Tengo nueva cuenta de instagram sólo para imágenes de recetas del blog. Os dejo los links a las dos cuentas para que las tengáis localizadas. 

4 comentarios:

  1. Rica mermelada muy original la combinación de las frutas. Gracias

    ResponderEliminar
  2. ¡Bendiciones!

    Una receta muy original. Francamente nunca había oído de una mermelada de papaya. También me interesa saber si tienes algo sobre cupcakes para bautizo.

    ¡Bendiciones y saludos!

    ResponderEliminar
  3. Hola, se ve muy rica la receta. Pregunta, usas manzanas rojas o verdes?

    ResponderEliminar
  4. Campeona!
    Muy buena pinta esa mermelada eh!
    Había pensado que elegías la manzana por darle consistencia, pero veo que es fifty-fifty con la papaya.
    En Brasil, es típica la compota de papaya con coco. Se usa la papaya aun verde para prepararla.

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por dejar tu comentario! Me hace mucha ilusión leer vuestras opiniones. Si queréis poneros en contacto conmigo también podéis escribirme a cupcakesadiario@hotmail.com

Mil besos